03 diciembre 2007

Venezuela: llantos argentinos, críticas bolivarianas.

Hasta este momento, sólo dos bloggers argentos –de los que sigo- se han atrevido con postear algo del resultado del referéndum constitucional de Venezuela: Artemio y Lucas Carrasco. Llantos y más llantos. Yo todavía no me atrevo, pero para ir encontrando algunas razones un poco más interesantes que las que da la CNN y repetirán como loritos en breve en la medioesfera local, recomendamos una nota de nuestro amigo Javier Biardeau. Lean acá un enfoque atrevido, de izquierda, crítico pero no “escuálido”. Lástima que se la agarra con la “vía populista”, pero bue.

Mientras seguimos leyendo notas en Aporrea (atenti con la sección "Medios y comunicación alternativa" para los amigos interesados en periodismo y comunicación popular) una sola pregunta: ¿habrían aceptado sin chistar la misma diferencia pero al revés los demócratas opositores?

Vamos panas, arriba che, que el cambio recién empieza. Uy, esto me suena de algún lado.

Autor de la obra acá

7 comentarios:

escriba dijo...

Con el resultado puesto, digo:
El librito ese de Paramio, creo que es "la oposición" dice una verdad. Cuando uno va a cambiar las reglas, guarda, porque te van a salir a matar o morir de todos lados.
Supongo que algo pasó en la propia interna chavista, si no, no se explica.
Lo bueno es que el hecho de reconocer el resultado hace de Chávez un demócrata. De qué se quejan ahora ?
Saludos

Musgrave dijo...

Hoy escuché en la radio el análisis de Luis D'Elía. Estaba en sintonía con la nota de J.B.
Marcaba como un error estratégico la absorción de dos partidos que formaban parte del mov. bolivariano por parte del partido chavista, estos dos partidos tenían mas 1 millón de votos cada uno, me parece.
Creo que esto tiene que ver con lo que JB marca acerca de la democracia deliberativa y el error de caminos revoluconarios jacobinos.

Hal dijo...

Muy bien por Biardeau, empezando por su llamado a liquidar la deriva cesarista-populista.

manolo dijo...

Mendieta
Como dijo Cindy Lauper, las chicas solo quieren divertirse y los pobres ser burgueses.
Mientras el Reformismo sea posible, la via Revolucionaria es solo el acceso de una fraccion de la Burguesia al Poder.
Cualquier populista de Conurbano le podria haber explicado a los Cubanos que es lo que pasa después de ganar una interna.
Si no tenes lista la ambulancia, perdes.
Chavez gano una interna y perdio la general, como dice Artemio:
“Por caso diputados, gobernadores y parte sustantiva de los barones del gran Caracas , más de un tercio de los alcaldes-intendentes hasta 2006 aliados al huguismo (47 sobre 130), esta vez se abstuvieron de activar por el SI.
Los motivos centrales de la fractura son las diferencias internas del FPV respecto al poder centralizado que asignaban las reformas al ejecutivo venezolano, en particular en la asignación del tristemente célebre money-money-money. “
Cualquier similitud con el comportamiento de la mazorca es pura causalidad.
Un abrazo

Tux dijo...

Por ahí, como para ir poniendo las cosas en contexto cabría recordar que en el 2006 7.309.080 personas votaron por Chavez presidente. Un año después, la Reforma Constitucional sólo logró 4.379.392 votos, lo que a simple vista denota que unas 3 millones de personas que habían votado Chávez en 2006 decidieron no acompañar la Reforma Constitucional.

En contraste, en 2006 el más cercano competidor de Chávez, el opositor Manuel Rosales, obtuvo 4.292.466 votos. En 2007, quienes se opusieron a su propuesta de Reforma fueron 4.504.354, o sea apenas 200.000 más.

Todos los escuálidos fueron a votar pero no así los chavistas.

En ese marco la visión de AL puede acercarse a la verdad pero evidentemente hay algunos hechos que desde Argentina no terminamos de dimensionar adecuadamente como para ponernos a hacer diagnósticos y proyecciones certeras.

Lic. Baleno dijo...

El pueblo nunca se equivoca.

Martín dijo...

El pobre Hugh terminó devorado por su propia criatura, el plebiscito (algo que, si no me equivoco, o no existía o apenas era empleado bajo la "IV República").
Saludos