05 junio 2011

Teléfono! Atendé este post que ladra


Todos, de golpe, hablaban de lo mismo. En el bondi, en la oficina, en la cola del súper, en la radio, en el diario. Mi hija me llamó para decirme “vamos a tener que hablar menos, el celu trae cáncer”. Ahí me preocupé.
En Twitter noté que alguien opinaba con consistencia, tratando de llevar calma en 140 caracteres. Así que le mandé un mensaje: ¿cómo sabés eso?. Soy oncólogo infantil, respondió. Entonces se me ocurrió la idea de intentar un ejercicio periodístico y, a la vez, sobre el periodismo.
Así que le pedí que escribiera un post al respecto y me senté a esperar cuántos días -aquello que había sido noticia de tapa- duraba en las agendas. La respuesta: dos días.  Nada más que dos días. Este era el ejercicio sobre la profesión periodística y los modos de creación de agenda que quería vislumbrar. Ahora bien: cuánto afectan estas alarmas sensacionalistas a la “salud pública”?,¿cuántas personas se quedaron con aquella temorosa idea de “la primicia” de que “usar teléfono celular trae cáncer”? Contextualizarla, tratar de explicar en un lenguaje sencillo, tranquilizar al mismo tiempo que informar y educar es el sentido de este post que escribe el Doctor Pablo Pesce, como dije, oncólogo infantil e investigador en cáncer. Y publicarlo, creo, es hacer otro periodismo.
Gracias, por el post y por su trabajo, doctor.

Mendieta.

Sigue en Artepolítica, acá: La Salud Pública y el periodismo

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Estaría bueno hacer un recuento de la cantidad de estupideces que ha dicho la OMS. hace un par de años se detecto un alto grado de corrupción dentro de esta institución cuando descubrieron que los informes sobre la gripe A estaban manipulados.
Poco creible todo lo que tenga que ver con OMS. NATO. USA. G8. etc, etc, etc.

Anónimo dijo...

Lastima

no pude leer lo que decia el Dr, aunque, supongo que habra hablado de SAR, de los limites celulares en lo que cabe a efectos acumulativos, de la hormesis, de los limites distintos de SAR de la CEE, USA y los rusos, de ionizantes y no ionizantes, de efectos de campos E y H distintos dependiendo de la frecuencia.

ponelo y vemos, luego, la sicosis

Eva Row dijo...

No me llamaría la atención que la telefonía de línea esté en una crisis terminal y que “los amigos” de la OMS estén contribuyendo a que el impacto sobre las empresas del abandono de la tecnología telefónica de línea, quiera ser morigerado por este tipo de alarmas. Llamo también la atención sobre el caso que casi ha sido silenciado, sobre la alarma mundial que hubo de la Gripe A por parte de la OMS, muy sospechada de haber contribuído a quitar de los stocks de laboratorios los excedentes de vacunas contra la Gripe A. El enorme negocio para los laboratorios que fue vender a todos los gobiernos esa vacuna, sin que la Gripe A realmente mereciera tal alarma, ha despertado la sospecha de muchísimas personas calificadas en el mundo, de que la OMS no resulta un organismo confiable.
Hoy más que nunca la Ciencia se ha mezclado con el interés de los laboratorios. Existen muchísimas sustancias que se usan como medicamentos, pero cuyo efecto no se ha probado realmente, salvo por pruebas experimentales sobre pacientes pagados para tal fin, de los cuales se toman estadísticas. Sugiero revisar los prospectos médicos del remedio que estén tomando, y observar si está impresa la palabra “probable” o “posible” respecto del efecto de la sustancia.
Respecto del periodismo, en realidad no es el culpable sino el agente de obediencia debida y perverso de la empresa para la que trabajan. No es “el periodismo” la última razón de la manipulación mediática, sino “la empresa mediática” que terminó por subordinar al periodismo a sus razones de interés económico. En Chile existe el Colegio de Periodistas, por lo cual el Periodismo es considerado una profesión que necesita colegiarse para resguardar sus valores. Hace poco el Colegio de Periodistas de Chile emitió una declaración por la que pide perdón a la población por la actuación de los periodistas que no informaron sobre las denuncias de los desaparecidos durante el gobierno de Pinochet. Aquí no existe tal Colegio. ¿Por qué?

Dr. Carlos A. Medina dijo...

Creo que hay que tener en cuenta lo siguiente; los dos días de permanencia del tema por parte del periodismo, en éste caso el GDA, tapa catástrofe, pegándole a las Telco, un día duro, los teléfonos celulares traen cáncer de cerebro ayyyyyyy. Ahora bién, en éstos días en Madrid se ha reunido el V Congreso de Medicina Ambiental- Enfermedades Ambientales, entre las que se cuentan las derivadas de Hipersensibilidad a Campos Electromagnéticos entre otras. Intranquilizar innecesariamente a la población es una canallada sin dudas. Desoir cuestiones que en el mundo están siendo observadas y estudiadas con seriedad, es una ingenuidad. Quién puede decir que es inocuo estar expuesto a Campos Electromagnéticos( teléfonos celulares entre otrs)24 horas al día, desde la más tierna infancia durante años y años, Dr. Pesce? Les dejo la dirección del blog que sigue éstos eventos en España. Miguel Jara blog. Saludos.

Mendieta dijo...

Anónimo: está puesto. Además de todas esas cosas que decís, mostrando que sabés del tema, hay otra cosa que se llama link y/o enlace: ahi está.
Dr. Carlos: comparto, pero Magoo no dice que es inocuo ni niega la importancia de los estudios. Fijate, volvé a leer.
Saludos

elgitano22 dijo...

Yo hice un estudio similar con lo de Fukushima. Ya todo el mundo se olvidó y sin embargo, allá todavía están en veremos.

La prensa se interesa por vender y vender está muy lejos de informar.

@tilio ® dijo...

Casualmente en estos días estuve leyendo un blog donde se pone en duda la esencia misma de la ciencia médica. http://carnespodridas.blogspot.com/2011/05/te-vacunaron-te-cagaron.html
Desconozco el rigor científico con el que stá realizada esa nota, pero, habiendo mi esposa trabajado en una farmacia sindical (empleados de comercio) sé de primera mano, como operan los laboratorios sobre la corporación médica,(revisando receta por receta emitida por los diferentes médicos, para saber cual es el retorno que les corresponde por recetar entre otros venenos, luminareta a niños), y a los niveles de degeneración que puede llegar un profesional por dinero, autos o viajes.
Por otro lado, he trabajado en investigaciones, e incluso asesorado en lo concerniente al relevamiento de datos en investigaciones universitarias, donde he comprobado como a alumnos que salían a hacer encuestas, se les informaba primero cual era el resultado que la misma encuesta había dado en otro lado, condicionando así el trabajo de campo.
El único comentario que se me ocurre al respecto es una línea de un poema de Machado : "Ya ni en la paz de los sepulcros creo"

@tilio ® dijo...

Recuerdo vagamente que hace unos años, al bajar de un avión en Ezeiza, entrevistaron al que era (si la memoria no me engaña) un premio Nobel (supongo de medicina). Al ser consultado por el auge de las medicinas alternativas, a las que el entrevistado consideraba patrañas, el entrevistado respondió, que esto era consecuencia de que los médicos no aclaraban a la gente, que el 99% de las enfermedades, si uno no hace absolutamente nada, se curan solas, (el 1% restante te mata). Al pretender tener la cura única y necesaria para cada dolencia, el laboratorio estaría dando el sustento en el imaginario colectivo a las flores de Bach, por ejemplo, porque "curarían" el 90% de las afecciones, apenas un poco menos que la medicina formal.
El laboratorio en su voracidad, fomenta el curanderismo.
Y ese "secreto" tan bién guardado por los médicos, financia la sospechosa "buena suerte" de muchos galenos en el aspecto económico (cuya explicación empírica -retornos por recetar determinados medicamentos- expresé en el comentario interior)