22 enero 2011

Kirchner: la superación de Perón






"Primero Racing, luego la Patria y luego todo lo demás". 
Mendieta, Agosto de 1973, Entrevista con Pino Solanas

De vez en cuando nunca falta el revisionista que viene a cuestionar la supuesta preferencia futbolística del General Perón por la Gloriosa Academia. El más famoso (y respetado) de estos "refutadores de leyendas" es el compañero -todos de pie (?)- Antonio Cafiero. 

Cafiero, que viene dando esta discusión con un énfasis y una enjundia digna de la Renovación,circa 1985, asegura contar con distintas pruebas documentales que confirmarían que el Pocho era de Boca Juniors. La prueba más incontrastable de esto vendría a ser la vez que el mismísimo Perón se lo dijo al mismísimo Cafiero -al oído, hablando bajito- después que terminara una reunión de gabinete. O sea: más incontrastable imposible. 

Entonces, a falta de prueba documental, de reuniones con Perón, de encuentros con Evita y de amistades con los cafeteros de la Rosada de aquel entonces, me permito plantear aquí una discusión de carácter doctrinario que dará por tierra, de una vez por todas, con la polémica. 

Empiezo por el final:  Perón, sin ningún tipo de dudas, era del Racing Club de Avellaneda.

Ahora voy a explicar el por qué. Y tiene una respuesta muy sencilla que paso a desarrollar:  Perón siempre tuvo muy en claro -desde su juventud cuando tomaba los apuntes de lo que luego sería su libro "Toponimia Patagónica de Etimología Araucana" (con esta los maté, no?)- su voluntad de transformarse en un dirigente político muy popular y de mayorías. Al mismo tiempo -y aquí el arte y la sabiduría de los líderes- supo que un acertado posicionamiento futbolístico era condición imprescindible para lograrlo. Es decir: cualquier salame sabe que nuestro país Boca y River, River y Boca, son los dos equipos que cuentan con las mayorías de los hinchas. Y manifestar su simpatía por alguno de estos dos le generaba -ipso facto- el rechazo de los otros. O sea, suponiendo que Perón hubiera sido de Boca en su infancia, esa casaca no le servía a los fines que ahora pretendía alcanzar. Es por esta sencilla razón que el General eligió al tercer cuadro del país, el más popular después de esos dos y que, además, llevaba los colores de la Patria. 
Pragmatismo peronista, si. Les dije que mi planteo era doctrinario. Y no me vengan acá con "psicologismos" o últimas o primeras o verdaderas intenciones. Eso es de progresistas de café y de periodistas de Perfil. Lo que importa, muchachos, son los porotos y los resultados.

Ahora bien. ¿Por qué Néstor Kirchner es una superación de Perón? Porque no cabe ningunísima duda de que Néstor era de Racing de corazón, de chiquito y también de adulto.  Yo lo víea en la cancha cuando era un ignoto gobernador de una provincia chiquita del sur.
Así que, para nosotros, los de Racing, es más grande que el mismísimo General. Lo cual es mucho decir. 

Buenas noches. Muchas gracias por los aplausos. Especialmente el de Artemio. Gracias, de verdad.

10 comentarios:

Nicolás dijo...

"Primero Racing, luego la Patria y luego todo lo demás"
Esto lo dijo Kirchner ?
como hincha de racing, para aplaudirlo.
soy antikirchnerista, como oposición no entenderán, pero aquellos que somos de racing si.
por lo único que lo seguía era por los colores que compartimos (se es de racing siempre, ni la muerte nos separa) nada mas.

Anónimo dijo...

Yo si fuera presidente diría que "soy del fulbo que le gusta a la gente". Por eso nunca lo seré.
Seba De Luca

Artemio López dijo...

bueno Nétor siempre reconoción enmtre sus errores el tema Cleto y este Mendieta...Nada para este ispa.
salu2!

Artemio López dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ariel dijo...

Mendieta, tu tesis (muy razonable, hay que decirlo) no hace más que darle veracidad a la historia de Cafiero. Paso a explicar (y seré breve):
1. Parece probable que un líder pragmático como Perón hiciera una elección futbolística sobre la base de una impecable racionalidad política.
2. El argumento respecto de la elección de una tercera posición (cosa ya seriamente peronista, que podría estar en el origen de otras derivaciones como la política exterior del peronismo) basado en las cantidades relativas de hichas de esos equipos (dato que debería ser ratificado o rectificado por nuestro oráculo numerológico Artemio, pero que asumiremos provisoriamente como verdadero), parece entonces plenamente verosimil.
3. Todo esto hace plenamente verosimil la confesión en secreto después de una reunión de gabinete en la cual (según Antonio Cafiero) Perón le hizo saber cuáles eran las debilidades de su corazón futbolero más allá del pragmatismo político... o sea, el equipo que verdaderamente constituía su escencia.

Otra hubiera sido la historia si Perón hubiera dicho esto en la plaza... seguramente NK iba a poder darse el gusto de ser de Boca. Je! Saludos.

Verboamérica dijo...

Con este planteo, me convenciste.
Saludos!

Basta Fuerte dijo...

Muy bueno el blog, te dejo el mio

http://basta-fuerte-radio.blogspot.com/

Nos leemos, saludos y VIVA PERON

Adal El Hippie Viejo dijo...

el compañero Cafiero dijo hoy en Twitter antes del partido: si gana Boca el General desde donde esté se va a poner contento.

TW:
@CafieroAntonio

saludos

Adal

Anónimo dijo...

En el 2002 Casullo escribía esto sobre un desconocido Néstor Kirchner
http://www.youtube.com/watch?v=i_wchJ2xHF0

Fede Vázquez dijo...

Siiii, Mendita. Clarito como el agua.

Además, ¿quién en su sano juicio le pondría su propio nombre a un estado de un club del que no es hincha?

Eso, digan lo que digan, nunca lo tendrán. Estadio Juan Domingo Perón.

saludos